Inicio ASP Dr. Antonio Martín: «CTO Medicina no espera a terminar la residencia para...

Dr. Antonio Martín: «CTO Medicina no espera a terminar la residencia para seguir ayudando y formando tras la especialidad»

..Victoria Guillén.
El Dr. Antonio Martín Conejero es especialista en angiología y cirugía vascular y es director del claustro de profesores MIR del Grupo CTO Medicina. Asimismo, es coordinador de la asignatura de Estadística y Epidemiología de CTO Medicina. En una entrevista a iSanidad ha insistido en la importancia de que los profesionales sanitarios continúen formándose tras la especialidad. «CTO no espera a terminar la residencia para poder seguir ayudando a los alumnos. Creo que, en todos los trabajos, tenemos que hacer un reciclaje constante y continuo, pero medicina es una de las disciplinas que más se actualiza constantemente», ha destacado el Dr. Martín. Además, para él una buena docencia se basa en tres pilares fundamentales: un buen manual de texto, un buen claustro docente y un buen método de estudio.

¿Cómo ha afectado la pandemia por Covid-19 a los estudiantes del examen MIR?
Esa es una magnífica pregunta. Creo que la pandemia ha afectado a todo el mundo y, por tanto, a los alumnos del examen MIR también. Lo más importante es que la mayoría de los alumnos cuando se matricularon para preparar el MIR en una academia lo hicieron hace un año o, incluso, dos años y no existía la pandemia. Lo que ha cambiado drásticamente es la presencialidad. Es decir, los alumnos se matricularon para un curso presencial y, sin embargo, el Covid-19 hizo que este curso tuviéramos que dirigirlo, a la fuerza, hacia una formación online.

El Dr. Antonio Martín Conejero, experto en angiología y cirugía vascular, es el director del claustro de profesores MIR de CTO Medicina

Pero, como gente joven que son, tuvieron mucha cintura y se adaptaron perfectamente a una formación online específica. En este sentido, creo que la academia también supo adaptarse. Esta formación consistía, fundamentalmente, en hacer una clase con los profesores en simultáneo. De forma que, mientras un profesor daba la clase, el otro estaba en un chat con los alumnos para responder sus dudas. Así, aunque el alumno no estuviera en el aula, este formato le permitía interaccionar en directo con el profesor.

¿Qué aporta CTO Medicina a los alumnos, especialmente en este año de pandemia?
Lo que primero que les ha aportado ha sido la capacidad de adaptación. Creo que las crisis terribles, como ésta que estamos viviendo, hacen más fuerte al que sobrevive. Por ello, considero que hemos sabido adaptarnos muy bien. Como he mencionado, la forma de adaptación ha sido, fundamentalmente, ofreciendo clases de muy buena calidad a través de una plataforma en streaming, con un equipo de multimedia tremendamente importante. Además de contar con una inversión muy grande en recursos multimedia y recursos docentes. Me refiero a docentes porque las clases siempre han sido impartidas en paralelo por dos profesores. Eso ha permitido que la capacidad de respuesta hacia el alumno sea inmediata.

Dr. Antonio Martín: «Los alumnos tuvieron mucha cintura y se adaptaron perfectamente a una formación online específica»

Otra cosa que hemos hecho ha sido tener una programación en la que todos los días los alumnos tenían al profesor grabado o en directo. Ésa es otra forma en la que los alumnos han sentido acompañamiento por parte de la academia. Asimismo, han tenido acceso a muchísimos vídeos.  Por ejemplo, siempre había un profesor para responder y comentar las posibles dudas de los alumnos. Por tanto, el apartado multimedia ha sido clave para que el alumno sintiese la cercanía de CTO. Además, creo que los alumnos lo han valorado positivamente, sobre todo, por el feedback que hemos tenido.

¿Qué pilares conforman la formación de CTO Medicina?
Los pilares en los que se basa una buena docencia son un buen manual de texto, un buen claustro docente y un buen método. Como director del claustro docente, los profesores que tenemos en CTO tienen una amplísima experiencia académica. Cada año, sistemáticamente, los alumnos nos evalúan. De esta forma, si no obtenemos una valoración mínima de nueve no estamos en la academia. Así, se garantiza una docencia de la máxima calidad. Además, el buen método se basa en la organización. El alumno tiene en su calendario, desde que se levanta por la mañana hasta que se acuesta por la noche, lo que tiene que hacer casi por minuto. Eso ha permitido que los alumnos, aunque la formación del MIR este año haya sido muy larga, no se sintieran solos y supieran lo que tenían que hacer en cada momento para que no se despistaran. Todo esto, lo hemos apoyado con un material multimedia y visual absolutamente enriquecedor. En este sentido, considero que eso ha hecho posible que los alumnos mantuvieran una constancia.

Según el Dr. Martín, los contenidos multimedia han sido clave para que el alumno del MIR sintiese la cercanía de CTO durante su estudio

¿Cómo debe gestionar un alumno del MIR el estudio y su tiempo libre?
Eso es importantísimo. Es decir, estos alumnos que acaban de hacer el MIR empezaron, muchos de ellos, la formación en octubre de 2019 y la han terminado en febrero del 2021. Por tanto, han estado 18 meses preparando el examen. Lo peor de todo es que al final de la preparación los alumnos no sabían ni siquiera cuándo iba a ser la convocatoria. Esto se traducía, a veces, en una sensación de invertir en saco roto porque no se sabía cuándo iba a ser el examen. Por ello, ha sido muy importante la gestión del tiempo. Nosotros en CTO les hacemos un calendario obligatorio de lunes a sábado. En él también les dejábamos tiempo para descanso y recreo. Incluso, les pusimos un coaching para hacer deporte.

Para el Dr. Antonio Martín una buena docencia se basa en tres pilares fundamentales: un buen manual de texto, un buen claustro docente y un buen método

Así, les hemos querido separar, claramente, la cabeza de lo que es el estudio. Además de tener el domingo de obligado cumplimiento para descansar. Es decir, que el descanso en una carrera de fondo, como es el MIR, es clave. Incluso, muchas veces hay que obligar al alumno a que desconecte. Es eso, rutina, rutina, rutina como cualquier carrera de fondo.

¿Cómo va a ser este año el proceso de elección de plaza? ¿Puede repercutir negativamente que sea este año en formato virtual?
En efecto, la elección virtual tiene ciertas ventajas y ciertos inconvenientes. Evidentemente, las ventajas son ciertas y obligadas. Decíamos que una pandemia como la que estamos viendo nos obliga a reinventarnos. Por eso, que el Ministerio quiera hacer una elección telemática para evitar contactos y contagios. Eso tiene una ventaja. Asimismo, otra ventaja para el alumno es que al haber hecho la elección telemática éste se queda tranquilo. Es decir, es como votar por correo. Ya lo ha hecho, y si el día antes de la elección le ocurre algo ya tiene la plaza elegida. Por tanto, en este sentido es bueno.

El descanso y la rutina en una carrera de fondo, como es el MIR, son elementos clave

Lo malo es que el Ministerio deja cambiar la elección de plaza hasta 12 horas antes. Es decir, el alumno puede hacer una elección por orden, al igual que se hace con la EBAU, de las plazas ofertadas y hospital. Este listado solo pueden modificarlo hasta 12 horas antes de la elección. Claro, esto implica que si tú haces una selección anterior y a medio día ya no quedan las cosas que a ti te gustan, pues no vas a poder cambiar a última hora fácilmente para elegir otra cosa o para elegir lo que más te convenga.

Por otra parte, surge un problema en aquellas parejas de novios que uno tienen la misma posición en la elección de plazas. Por ejemplo, cómo elige la persona que ha obtenido un 1.000 las plazas, si lo que quiere, a lo mejor, es guardar plazas para su pareja para hacer juntos la residencia en otra ciudad. Es decir, ese tipo de cosas no se pueden hacer bien si tienes que hacer con anticipación esta preselección de plaza. Esto es lo malo. Además, creo que es lo que los opositores reclaman y con cierta razón. Es decir, después de tanto trabajo lo que no merecen es que nadie les ponga una especie de grilletes para tener que elegir la plaza con 12 horas de anticipación.

«CTO no espera a terminar la residencia para poder seguir ayudando a los alumnos, ya que medicina es una de las disciplinas que más se actualiza constantemente», asegura el Dr. Martín

¿Una vez terminada la residencia cuál es el papel de CTO Medicina?
CTO no espera a terminar la residencia para poder seguir ayudando a los alumnos. Es verdad que durante la residencia y después de la residencia, CTO ofrece una serie de cursos de actualización. Yo creo que en todos los trabajos tenemos que hacer un reciclaje constante y continuo. Pero, en mi opinión, medicina es una de las disciplinas que más se actualiza constantemente. En un año hemos visto que todos hemos hablado de vacunas, de fases del ensayo clínico, del ARN. Pues, imaginemos eso a nivel de un profesional sanitario.

Lo que hacemos en CTO son muchísimos cursos de experto y masters que están acreditados. Además, queremos que con esta acreditación se ponga en valor el esfuerzo del alumno, de forma que no solo tenga el título sino que también el aval. Esto curricularmente tendrá valor posterior. Disponemos de muchísimos tipos diferentes de cursos. Por ejemplo, tenemos actualización en cardiología y, dentro de ella, casos concretos especializados. Este es el caso de los ítems de insuficiencia cardiaca congestiva o cursos de expertos en cardiopatía isquémica. También, de digestivo como, por ejemplo, de cirugía biliopancreática. Por tanto, creemos que podemos ofrecer mucho para aquellos médicos que no quieren perder el carro de la actualización constante.

A través de los cursos, CTO Medicina sigue formando a aquellos médicos que no quieren perder el carro de la actualización constante

A parte de eso, hemos puesto en marcha una serie de cursos específicos que son de mucho provecho. Por ejemplo, tenemos un curso de experto universitario en Metodología Básica de la Investigación que, como especialidad transversal, es muy útil para todo tipo de médicos independientemente de su especialidad porque el lenguaje con el que comunicamos es la metodología de la investigación. De hecho, es uno de los cursos que más predicamento tienen en CTO. También, hemos hecho un master de medicina estética que ha sido un verdadero éxito. Tiene muchísimos alumnos y, además, persigue la respuesta a algo que reclama la sociedad y que la formación ni pregrado, ni postgrado forma específicamente a los médicos para ello. Por tanto, el abanico es muy amplio.

¿Qué tienen en especial para el alumno estos cursos y master?
Lo que les ofrecemos es el sello CTO, la calidad CTO de tantos y tantos años preparando el MIR, pero amoldado y orientado a esta formación específica postgrado y postMIR. Es decir, cuando un alumno se matricula con nosotros para hacer un curso está persiguiendo que le demos lo que le dimos cuando era alumno de medicina.

Según el Dr. Martín, los cursos le ofrecen al alumno el sello de CTO y, por tanto, la calidad de CTO Medicina

Por tanto, el alumno ya sabe lo que hay. Asimismo, sabe que va a tener unos  recursos multimedia, un campus especifico, un estudio ordenado y profesores de primer nivel. El alumno sabe que cuenta con el sello de calidad de CTO para cada una de las empresas que hemos puesto en marcha. La mayoría de los cursos que ofrecemos están impartidos por los mismos docentes que dan clase para el MIR. Por tanto, el alumno que se matricula en nuestros cursos está buscando esa formación y, en concreto, al docente, casi con nombre y apellido, que va a impartir dicho curso.

Noticias complementarias: