Inicio ASP Mejorar la salud de los cuidadores: así es el proyecto que lideran...

Mejorar la salud de los cuidadores: así es el proyecto que lideran enfermeras de atención primaria en Madrid

El ensayo clínico CuidaCare evalúa la eficacia de una intervención de cuidado al cuidador, mayor de 65 años, a cargo de pacientes con enfermedades crónicas o discapacidades

Cuidadores-Enfermeras

..Cristina Cebrián.
La figura de los cuidadores es, en muchas ocasiones, una de las grandes olvidadas. Sin embargo, existen iniciativas para poner en valor su trabajo y mejorar su calidad de vida. Un ejemplo de ello es el proyecto CuidaCare de la Comunidad de Madrid, liderado por enfermeras de atención primaria (AP). Los resultados de este ensayo clínico, publicados en International Journal of Nursing Studies, destacan que la incorporación de una intervención domiciliaria, dirigida por enfermeras de AP, para los cuidadores de pacientes con enfermedades crónicas o discapacitantes puede mejorar su calidad de vida.

El estudio lo ha liderado por Milagros Rico, enfermera de la Unidad de Investigación y responsable de la Investigación en Cuidados de la Gerencia Asistencial de Atención Primaria. Además, han participado 89 investigadores de la Gerencia Asistencial de AP y el trabajo de campo se ha desarrollado en 22 centros de salud de la Comunidad de Madrid.

Se observó una mejoría en la calidad de vida de los cuidadores tras la intervención, incluso después de un año de seguimiento

Los investigadores observaron una mejoría en la calidad de vida de los cuidadores tras la intervención de las enfermeras, que se mantiene incluso después de un año de seguimiento. En concreto, se trata de personas mayores de 65 años que cuidan en su domicilio de familiares con discapacidades o enfermedades crónicas.

Seguimiento de un año a 224 cuidadores
Para desarrollar el estudio CuidaCare, un ensayo controlado aleatorio pragmático de dos brazos con un período de seguimiento de un año, los autores reclutaron a un total de 224 cuidadores (102 en el grupo de intervención y 122 en el grupo de atención habitual). Todos ellos procedían de 22 centros de AP y asumieron la responsabilidad principal de cuidar a personas con discapacidades o enfermedades crónicas durante al menos seis meses y hasta un año.

Se reclutó a un total de 224 cuidadores que asumieron la responsabilidad principal de cuidar a personas con discapacidades o enfermedades crónicas 

Los cuidadores del grupo de intervención recibieron los cuidados habituales y apoyo adicional, incluyendo reestructuración cognitiva, educación para la salud y apoyo emocional. El resultado primario del ensayo fue la calidad de vida de los cuidadores. Esta se evaluó con el instrumento EQ-5D (escala analógica visual y puntuación del índice de utilidad). Mientras que, las variables de resultado secundarias fueron la percepción de carga, ansiedad y depresión. Además, los datos se recopilaron al inicio, al final de la intervención y en las visitas de seguimiento a los 6 y 12 meses.

Así, los autores observaron que la intervención de las enfermeras de AP en el domicilio se asoció con un cambio de 5,46 puntos en la calidad de vida del cuidador. Además, no encontraron diferencias estadísticamente significativas entre los dos grupos a los 12 meses con respecto a los resultados secundarios.

Los autores destacan los beneficios de la intervención domiciliaria dirigida por enfermeras de AP e insisten en que “esta mejora en la calidad de vida de los cuidadores, relacionada con su salud, se mantiene en el tiempo”. Asimismo, recuerdan que “se necesita más investigación sobre la relación coste-efectividad de implantar estrategias de intervenciones domiciliarias dirigidas por enfermeras en los sistemas de salud”.

Noticias complementarias