Inicio ASP La OMS envía ocho clínicas móviles para atender a los desplazados sirios

La OMS envía ocho clínicas móviles para atender a los desplazados sirios

clínicas-móviles

..Elena Santa María.
La Organización Mundial de la Salud envío en mayo ocho clínicas móviles al noroeste de Siria. Estas clínicas atenderán a los desplazados que se asientan en la zona, convirtiéndose así en su único punto accesible para recibir atención médica. En este tiempo han atendido entre 1.500 y 1.800 consultas al mes. Además, se encargan de las derivaciones a los centros sanitarios más cercanos en caso de necesidad.

El noroeste de Siria sigue siendo una de las regiones más volátiles del país. Cuenta con una población de alrededor de 4 millones de personas, incluyendo a los numerosos desplazados internos que llegan de otras regiones del país. Solo en mayo se estima que se asentaron allí 330.000 personas. La mayoría se desplazaron hacia el norte de Idleb, cerca de la frontera turca. Por esta razón, existe una necesidad apremiante por llegar a cada persona que pueda necesitar atención médica.

SEMA (Syrian Expatriates Medical Association)

Existe una necesidad apremiante por llegar a cada persona que pueda necesitar atención médica

Cada unidad móvil cuenta con un médico, una partera, una enfermera y un trabajador comunitario de salud. Ofrece servicios de atención médica infantil, nutrición, enfermedades transmisibles y no transmisibles; asistencia al recién nacido y a la madre. Cada clínica está equipada con los medicamentos y herramientas esenciales. Rotan entre las diferentes comunidades para asegurar la provisión de los servicios básicos a todos. Además, coordinan la derivación y transporte de pacientes a otros centros cuando sea necesario. Cuenta con fondos de la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID por sus siglas en inglés).

Dado el incremento de la población desplazada, los servicios móviles son la forma más eficiente de aumentar rápidamente el acceso a los servicios de salud esenciales para los sirios que lo necesiten”, explica Annette Heinzelmann, coordinadora de Emergencias en la oficina de campo de la OMS en Gaziantep, Turquía, desde la que se coordina todo el trabajo.

Los servicios móviles son la forma más eficiente de aumentar rápidamente el acceso a los servicios de salud esenciales

Además, la OMS apoya cinco unidades quirúrgicas. Estas unidades móviles,se encargan de las intervenciones sencillas. Para las cirugías más complicadas, se encargan de la estabilización hasta el traslado al hospital más cercano.

SEMA (Syrian Expatriates Medical Association)

A través de estas unidades, los socios de la OMS pueden ofrecer atención de emergencia a pacientes que están muy lejos de los hospitales o que no pueden acceder a ellos por la inseguridad. De estas cinco unidades, dos se han situado cerca de Sarmada y Atma, para responder la las necesidades de los desplazados internos, mientras que otras tres permanecen en el Sur de Idleb. Trece ambulancias las apoyan.

Las clínicas móviles también se han utilizado para proporcionar atención de salud mental a los desplazados

Las clínicas móviles también se han utilizado para proporcionar atención de salud mental a los desplazados, quienes son muy vulnerables a experimentar trastornos psicológicos y problemas de salud mental. Para proporcionar servicios de salud mental directamente a los afectados, la OMS, con fondos de las Operaciones Europeas de Protección Civil y Ayuda Humanitaria (ECHO por sus siglas en inglés), apoyan el trabajo de cuatro clínicas móviles especializadas en salud mental, que atendieron a aproximadamente 4320 desplazados internos en el último mes.

Prevenir es mejor que curar
Como parte de su respuesta al desplazamiento masivo de la población, la OMS ha continuado proporcionando la inmunización rutinaria a los niños, incluyendo a los nuevos desplazados. Como consecuencia del conflicto, el trabajo de dos centros de inmunización rutinaria apoyados por la OMS han dejado de funcionar, y uno ya no está accesible. En cualquier caso, otros 37 centros apoyados por la OMS siguen funcionando y protegen a miles de niños sirios de la polio, el sarampión, la difteria y otras enfermedades infantiles. En las áreas con numerosos desplazados, los movilizadores sociales se encargan de informar a los recién llegados sobre la disponibilidad de los servicios y centros de inmunización, para que los niños más vulnerables no dejen de recibir las vacunas rutinarias.

Noticias complementarias: