Inicio ASP Dr. Ricardo Martino: “No es justo ni humano descartar a pacientes con...

Dr. Ricardo Martino: “No es justo ni humano descartar a pacientes con Covid-19 por edad o por discapacidad”

Coordinador de la Unidad de Cuidados Paliativos Pediátricos del Hospital Infantil del Niño Jesús 

Paliativos-Covid-19

..Cristina Cebrián.
Ahora más que nunca la humanización en sanidad es prioritaria y los profesionales sanitarios están dándolo todo para que así sea. Solo el hecho de no descartar a pacientes con Covid-19 por edad o por tener alguna discapacidad ya es un factor de humanización. Así lo explica para iSanidad el Dr. Ricardo Martino, coordinador de la Unidad de Cuidados Paliativos Pediátricos del Hospital Infantil del Niño Jesús de Madrid.

Ante esta crisis sanitaria, el Dr. Martino también recuerda el valor que tiene la atención domiciliaria para la estabilidad de los pacientes con Covid-19. De hecho, en su equipo de paliativos están más que acostumbrados a ver los beneficios de los cuidados domiciliarios en los pacientes.

Ante esta emergencia sanitaria, ¿cómo deben abordarse los cuidados paliativos para los enfermos por Covid-19?
En el fondo esta crisis está cambiando la vida de las personas enfermas y también la situación en la que van a fallecer. El motivo es que una de las condiciones de esta emergencia sanitaria es el aislamiento, por lo que hay mucha más gente que va a morir en soledad.

El mejor lugar que tienen los enfermos para estar es su casa. Si se le puede atender adecuadamente en el domicilio, probablemente no tenga que ir al hospital

Paliativos-Covid-19Ya sea en un domicilio, residencia o en un hospital, aumentan las dificultades para estar acompañado en esos momentos e incluso despedirse de los suyos. Aunque también estamos viendo iniciativas de profesionales sanitarios que se están esforzando para incorporar videollamadas entre pacientes y familiares o en mostrar el trato humano. Por otro lado, está muriendo más gente y ahora son más necesarios esos cuidados paliativos.

Un aspecto positivo que estamos viendo es el valor de la atención domiciliaria. En España esta atención es irregular y diversa, pero en todas partes existe atención domiciliaria de cuidados paliativos. Es decir, en muchos lugares de España puede haber atención domiciliaria dirigida a pacientes con patologías agudas, pero lo que seguro que hay es la atención domiciliaria de paliativos.

Esto ahora se está poniendo en valor debido a que, el mejor lugar que tienen los enfermos para estar es el domicilio. Si se le puede atender adecuadamente en el domicilio, probablemente no tenga que ir al hospital. Y si tiene que acudir a el, lo hará en mejores condiciones que si no ha recibido una atención previa y solo ha tenido un seguimiento telefónico. Esto es lo que se está haciendo en muchos casos.

Los profesionales sanitarios están sufriendo por las condiciones en las que tienen que trabajar y la dureza de lo que están viendo. También es humanizador cuidarlos

¿Es posible la humanización en estas situaciones de emergencia sanitaria?
Si que es posible porque la humanización es la atención personal que realizan las personas y los profesionales sanitarios, antes que profesionales, son personas. Ellos son los que, en esta situación, están dándolo todo por acompañar y por atender a la persona que lo necesita. Ese plus que están dando es un factor de humanización. Además, el hecho de no excluir a las personas por edad o por discapacidad ya es humanización.

No hay que olvidar que los profesionales sanitarios también están sufriendo, a veces por las condiciones en las que tienen que trabajar y la dureza de lo que están viendo. También es humanizador cuidarlos y es tarea del sistema y de la sociedad.

Paliativos-Covid-19

¿De qué manera se han visto afectadas las unidades de cuidados paliativos?
En los hospitales, de manera lógica, se han redistribuido los equipos de profesionales de las unidades de cuidados paliativos. Por lo que, personas que antes dedicaban toda su atención a los cuidados paliativos, ahora están atendiendo a pacientes con Covid-19, tanto de las que se van a curar como de las que van a fallecer.

Aunque este hecho disminuye el número de profesionales en las unidades de paliativos, en cuanto a la atención domiciliaria se sigue atendiendo a pacientes. Los quipos a domicilio se aseguran y proteger para mantener su salud y poder seguir realizando su trabajo.

No se debe descartar a un paciente con Covid-19 de sus posibilidades de sanación exclusivamente por la edad

¿Son correctos los criterios de ingreso de pacientes con Covid-19 en las UCI?
En esta situación de emergencia se está reaccionando como se puede. A veces el mensaje que se transmite a la sociedad es difícil de entender. En ocasiones también resulta cruel en el sentido de que se establecen límites de edad a pacientes para recibir asistencia. Pero al leer a fondo las recomendaciones de las distintas sociedades científicas, como las de geriatría y cuidados paliativos, el mensaje no es así. Lo que se recomienda es valorar las comorbilidades del paciente, su fragilidad.

No se debe descartar a un paciente con Covid-19 de sus posibilidades de sanación exclusivamente por la edad. Estamos viendo que personas jóvenes fallecen y también aplaudimos a un enfermo de 95 años que sale adelante. De modo que no se debe simplificar el mensaje que se da a la sociedad, porque genera miedo e inseguridad en las personas.

El mensaje correcto es que se va a dar a cada paciente lo que necesita, ya que lo primero es la atención a la persona. Lo que marca las indicaciones de determinadas medidas terapéuticas es el estado clínico del paciente, la fragilidad por múltiples enfermedades o la previsión de una muerte próxima. En ningún caso sería ni justo ni humano descartar a los pacientes exclusivamente por su edad o por tener una discapacidad.

Lo que marca las indicaciones de medidas terapéuticas es el estado clínico del paciente, la fragilidad por múltiples enfermedades o la previsión de una muerte próxima

casos-de-coronavirusEn algunos criterios establecidos para el ingreso de pacientes con Covid-19 en hospitales se incluía tener una capacidad cognitiva suficiente y ser autónomo respecto a sus capacidades físicas. Cuando esto se ha puesto sobre la mesa, se ha visto que inmediatamente estaba descartándose a todas las personas con discapacidad, independientemente de su edad.

La Aemps advirtió hace unos días de una posible falta de medicamentos paliativos, ya que se están utilizando en las UCI hospitalarias. Y recomienda el tratamiento combinado de opiáceos y benzodiacepinas/neurolépticos, en los que sea necesaria sedación terminal, estén o no afectados por Covid-19. ¿Está de acuerdo?
Si solo hubiera un tipo de tratamiento para efectuar la sedación en pacientes que lo necesiten sí que estaría en desacuerdo con esa recomendación. Pero es cierto que hay alternativas. Cuando la sedación es necesaria en cuidados paliativos se usa el mismo medicamento que para la sedación de pacientes en cualquier procedimiento en las UCI.

Los medicamentos que más se utilizan son el midazolam y el propofol y con esta crisis se ha visto un riesgo en sus stocks. Como consecuencia, lo que se hace es que esos medicamentos se retiran de las unidades de cuidados paliativos. Pero no hay que tener miedo. En primer lugar, porque no hay tantos pacientes en paliativos que necesiten sedación y, en segundo lugar, se pueden utilizar alternativas terapéuticas.

En la unidad de cuidados paliativos vamos a mantener esos medicamentos de sedación en los pacientes que así lo requieran

También hay que tener en cuenta que el mayor consumidor de esos medicamentos para la sedación es el paciente que se somete a una intervención quirúrgica o a un procedimiento diagnóstico, como la colonoscopia. Por tanto, al suspenderse todas las intervenciones quirúrgicas y esos procedimientos, ese consumidor ya ha pasado a un segundo plano.

Paliativos-Covid-19En la unidad de cuidados paliativos vamos a mantener esos medicamentos de sedación en los pacientes que así lo requieran. En aquellos en los que se pueda sustituir también se hará. Por otro lado, no se puede dar un mensaje de polarización: “o cuidados intensivos o paliativos”. Como si el consumo en paliativos fuera el que limitara el consumo en las UCI. El gran consumo de esos medicamentos ya está liberado al suspenderse cirugías programadas y procedimientos que requieren sedación.

¿Cómo está siendo la experiencia en el Niño Jesús de tratar pacientes con Covid-19?
Gracias a Dios, por ahora el Covid-19 en niños es poco frecuente y poco grave en la mayoría de casos. Nosotros estamos recibiendo pacientes de otros hospitales, ya que se ha concentrado su atención en este hospital y en el Hospital La Paz de Madrid.

Los profesionales de nuestro equipo de paliativos quieren ayudar y hay algunas enfermeras que se han ido a Ifema a colaborar

Los profesionales de nuestro equipo de paliativos quieren ayudar y hay algunas enfermeras que se han ido a Ifema a colaborar. Los que estamos aquí nos hemos puesto a disposición de otras instituciones que puedan necesitar ayuda. Por ejemplo, nuestro equipo está colaborando en la atención a residencias de discapacitados. También colaboramos con las unidades de cuidados paliativos de adultos. Estamos viendo un anhelo en los profesionales de poder ayudar.

En cuanto a las visitas a domicilio hemos tenido que disminuirlas y priorizar. Pero si un paciente necesita que le veamos todos los días, eso también lo estamos haciendo.

¿Se está permitiendo el acompañamiento de familiares a niños enfermos con Covid-19?
Si. Los profesionales que nos dedicamos a la pediatría estamos acostumbrados a esto. En el Hospital Niño Jesús, cuando ingresa un niño lo hace acompañado de su padre o madre, aunque tenga Covid-19. El motivo es que es una persona dependiente tanto física como afectivamente y no podría ingresar en soledad. En una persona con discapacidad física o intelectual también son dependientes y hay que considerar también su acompañamiento.

cuidados-paliativos-pediátricosIncluso en las UCI de pediatría se está permitiendo el acompañamiento, con aislamientos, a estos pacientes de 24 horas al día. Por ejemplo, en la planta de hospitalización del Niño Jesús en la que ingresan pacientes Covid-19 todos están con un acompañante. Así es como se han modificado los protocolos. Además, el hecho de que no exista disponibilidad de acompañante no puede excluir la posibilidad de ingreso.

En la planta de hospitalización del Niño Jesús en la que ingresan pacientes Covid-19 todos están con un acompañante

En cualquier caso, si hubiera una atención a domicilio más desarrollada, se podría tratar a las personas con discapacidad en su medio. Ya que sacarlas de su entorno puede afectar a su estabilidad. Sacarles de su entorno les crea inseguridad y miedo. También hace que tengan conductas más difíciles de controlar en un entorno ajeno y la comunicación se hace más difícil también.

Ante la prohibición de realizar velatorios durante la crisis del Covid-19, ¿es necesario favorecer el fallecimiento en los domicilios?
Si, se puede priorizar el fallecimiento en el domicilio para que la familia se pueda despedir. En cambio, en centros residenciales o en hospitales, este aspecto está mucho más restringido. El modelo de los servicios funerarios también esta cambiando. Por ejemplo, hay extranjeros que querrían repatriar los cuerpos de sus familiares fallecidos y no pueden porque en este momento está prohibido.

En cuidados paliativos los trabajadores sociales ayudan en la gestión de todos los trámites funerarios. Ahora están trabajando más porque las funerarias están viendo limitadas sus funciones y capacidades.

Noticias complementarias