Inicio ASP ¿El estafador estafado? Ricardo Mariscal

¿El estafador estafado? Ricardo Mariscal

Ricardo-Mariscal

..Ricardo Mariscal, responsable de Relaciones Institucionales de #SaludsinBulos.
Hace unos días los medios de comunicación se hacían eco de la detención de una banda dedicada a falsificar pasaportes Covid. Habían llegado a inscribir de forma fraudulenta hasta 1.600 personas en el Registro Nacional de Vacunación.

Una banda dedicada a falsificar pasaportes Covid habían llegado a inscribir de forma fraudulenta hasta 1.600 personas en el Registro Nacional de Vacunación

Pues bien, sobre las actividades de esta banda ya habíamos alertado semanas antes desde el instituto #SaludsinBulos y la Asociación para Proteger al Enfermo de Terapias Pseudocientíficas (Apetp). Advertimos que en los grupos de Telegram circulaban numerosos mensajes ofreciendo «certificados de vacunación válidos para viajar por toda Europa de forma segura y sin ninguna preocupación» por precios que rondaban en torno a los 300 euros. Incluso creamos un canal en el propio Telegram dedicado de forma específica a denunciar estos timos de forma anónima. Sin embargo, a día de hoy, han sido pocos los que se han atrevido a denunciar haber sido estafados con certificados Covid falsos. ¿Por qué?

Timos para antivacunas
El problema es que, en el caso de los certificados de vacunación Covid fraudulentos, nos encontramos con personas que intentaban engañar simulando haber sido vacunados sin que fuera así. En el fondo, son «estafadores estafados» y es muy complicado que admitan el engaño, aunque puedan hacerlo de forma anónima.

Los estafadores han encontrado en los últimos meses un filón para explotar entre ciudadanos que son refractarios a la vacunación  y negacioncitas

Los estafadores han encontrado en los últimos meses un filón para explotar entre ciudadanos que son refractarios a la vacunación o que frecuentan canales antivacunas y negacionistas. Lo curioso es que estos sujetos, quienes manejan en su discurso la falacia de ser personas escépticas que no se dejan engañar por las «versiones oficiales» y los poderes establecidos, son, en realidad, tremendamente crédulos.

¿Tenemos que compadecernos de ellos por ser presa fácil de los timadores? Quizá sí o no, todo depende de cada uno. Pero haber sido engañados les da una nueva oportunidad de darse cuenta de su error al no quererse vacunar. Muchos ciudadanos reticentes con la vacunación Covid todavía están a tiempo de cambiar su actitud y pasar a contribuir de forma solidaria a salir de una vez por todas de esta pandemia global que tanto nos ha cambiado la vida.

Noticias complementarias: