Inicio ASP Dr. Castellanos (Semicyuc): «Mejorar la experiencia emocional de pacientes y familiares es...

Dr. Castellanos (Semicyuc): «Mejorar la experiencia emocional de pacientes y familiares es uno de nuestros objetivos, como también cuidar al profesional»

dr-alvaro-castellanos-semicyuc-2

..Redacción.
El próximo domingo 12 de junio se celebra en Sevilla el LVII Congreso Nacional de la Sociedad Española de Medicina Intensiva, Crítica y Unidades Coronarias (Semicyuc), el primero presencial desde la irrupción del Covid-19. Su presidente, el Dr. Álvaro Castellanos, jefe del servicio de Medicina Intensiva del Hospital Universitario La Fe (Valencia), analiza cómo está ya trabajando la especialidad para que las UCI avancen a corto plazo con las lecciones aprendidas durante los años de pandemia por la Covid-19.

«Estamos ya volcados en la implementación de un programa de formación potente, efectivo»

El lema del congreso es Liderazgo en un tiempo nuevo. ¿En qué consiste la «nueva normalidad» de la medicina intensiva?
La nueva normalidad consiste en seguir avanzando, en ser cada día mejores en todos los aspectos relacionados con el tratamiento del paciente grave y potencialmente grave. Somos los especialistas en este campo y asumimos esa gran responsabilidad con energía, entusiasmo y planificación. Estamos ya volcados en la implementación de un programa de formación potente y efectivo. Basado en competencias profesionales, que utiliza métodos innovadores de formación y entrenamiento de los tutores, residentes y equipos de trabajo.

Precisamente la importancia de coordinar equipos, también con profesionales de diferentes especialidades, es una de las lecciones que han dejado los tres años de Covid-19 en las UCI.
La pandemia ha destacado la necesidad de la colaboración entre los diferentes servicios intra y extrahospitalarios, así como la importancia de la anticipación. En esta dirección, los intensivistas estamos promoviendo un proyecto con clara vocación hospitalista: la creación de sistemas de vigilancia y respuesta rápida de apoyo a las plantas de hospitalización y servicios de urgencias. También la creación de unidades de cuidados intermedios que permitan la adecuación asistencial basada en el riesgo del paciente.

«Los intensivistas estamos promoviendo la creación de unidades de ciudados intermedios que permitan la adecuación asistencial basada en el riesgo del paciente»

¿Qué otras lecciones han sido las más importantes desde el punto de vista de medicina intensiva?
Hemos visto la importancia de los datos para predecir y planificar acciones racionalmente. Actualmente, la Semicyuc dispone de un Registro Común de Datos Básicos, que nos permite tener información rápida sobre determinadas patologías y el grado de cumplimiento de algunos indicadores de calidad relevantes.

Nuestro reto es mejorarlo y conseguir un registro UCI único que permita elaborar modelos predictivos fiables, así como realizar estudios epidemiológicos y de resultados que puedan mejorar nuestra práctica clínica. La calidad asistencial y la seguridad son una prioridad absoluta para los intensivistas. Por eso, estamos elaborando, en colaboración con la Fundación Avedis Donabedian, un modelo de certificación de calidad organizativa y asistencial para todos aquellos servicios que quieran distinguirse en la excelencia.

«Nuestro reto es conseguir un registro UCI único que permita elaborar modelos predictivos fiables»

¿Y respecto a los propios profesionales?
La necesidad de profundizar en la humanización ha sido otra de las grandes enseñanzas de la pandemia. Mejorar la experiencia emocional de nuestros pacientes y sus familiares es uno de nuestros objetivos prioritarios, como también lo es cuidar al profesional, prevenir y mitigar el desgaste profesional. Todos ellos son objetivos de nuestro programa La UCI te cuida. El compromiso de los intensivistas españoles para conseguir una UCI más humana, más segura y confortable, menos invasiva, más automatizada y expandible cuando sea necesario es total.

Los meses de pandemia se acompañaron de un trabajo científico y de publicaciones inaudito. ¿Hay más interés por exponer, investigar y desarrollar proyecto que antes de la pandemia?
La investigación continúa muy activa. Para este Congreso Nacional, se ha recibido un gran número de comunicaciones científicas y ha aumentado el número de ponentes y de temas a tratar. El ritmo actual de inscripciones predice que habrá récord de participantes. Por otro lado, se ha aumentado el número de artículos en cada número de nuestra revista científica Medicina Intensiva, que muy probablemente superará nuevamente el índice de impacto actual.

«El compromiso de los intensivistas españoles para conseguir una UCI más humana, más segura y confortable es total»

El programa científico muestra la confluencia de diferentes generaciones de intensivistas que interactúan transversalmente. ¿Cuál es el perfil de esas generaciones paralelas de especialistas?
Aunque todos los intensivistas tenemos el objetivo común de resolver de forma eficaz los problemas de nuestros pacientes y reintegrarles a su actividad en las mejores condiciones posibles, es evidente que cada grupo de edad tiene unas necesidades y preferencias específicas. Podríamos decir que, hasta los 35-40 años, la formación es una prioridad absoluta. A partir de los 35-40, también cobra gran interés la investigación, los programas de mejora de la calidad asistencial y la seguridad del paciente.

A los intensivistas más veteranos, además de lo anterior, les interesa mucho la docencia, la organización asistencial y la gestión. Desde la Semicyuc intentamos cubrir todas estas aspiraciones dentro del marco de nuestro Plan Estratégico. Los intensivistas jóvenes, agrupados en Semicyuc Joven, pueden defender sus intereses, plantear sus iniciativas y modelar su futuro y el de la Semicyuc.

Noticias complementarias