Inicio Actualidad La Confederación Estatal de Sindicatos Médicos (CESM) reclama una revisión del...

La Confederación Estatal de Sindicatos Médicos (CESM) reclama una revisión del actual modelo de guardias médicas

guardias-médicas

..Redacción.
La Confederación Estatal de Sindicatos Médicos (CESM) ha presentado este jueves los resultados de la encuesta realizada sobre las guardias médicas. Así, los datos constatan que es necesario empezar a trabajar para cambiar el modelo actual. Según han manifestado, «un modelo que va camino de superar el medio siglo de vida y cuyo mantenimiento empieza a parecer insostenible por las consecuencias para profesionales y pacientes».

En la presentación, el presidente de CESM, Tomás Toranzo, ha señalado que «tenemos unos resultados muy orientativos de las preferencias de los profesionales, que dejan claro que el modelo de guardias está en crisis. Hay que buscar alternativas. Para ello, es necesario trabajar y ver cómo se mantiene la asistencia sanitaria con la población médica disponible». Por su parte, Miguel Ángel García, responsable de Estudios Profesionales de CESM, ha explicado que «la encuesta nace con el objetivo de conocer la opinión de los profesionales sobre el controvertido sistema que se impuso en siglo XX cuando configuraba una situación de expectativa de trabajo. Sin embargo, se ha convertido con el tiempo en un trabajo a destajo durante demasiadas horas».

Existe una clara reducción de guardias con la edad, aunque todavía más del 70% de los mayores de 55 años continúan haciéndolas.

Cerca de 3.700 profesionales respondieron a un cuestionario anónimo que estuvo disponible durante 20 días y que fue difundido entre todos los sindicatos autonómicos. Las respuestas muestran que un 87% de los médicos que participaron hacen guardia. De ellos, prácticamente un 60% de ellos preferiría no hacerlas y casi un 9% las realiza en un centro diferente al suyo habitual de trabajo. Entre quienes no las realizan, más de la mitad buscaron un centro de trabajo que no les impusiera la obligación de hacerlas. Asimismo, los datos señalan existe una clara reducción de guardias con la edad, aunque todavía más del 70% de los mayores de 55 años continúan haciéndolas.

De la encuesta también se desprende que 2.664 profesionales consideran que las guardias deberían ser voluntarias y bien retribuidas y 698 que no deberían existir. Además, para 3.379 médicos resultan la forma más económica para la Administración para dar cobertura sanitaria 24 horas los 365 días del año y 908 las ven como un complemento económico para el facultativo. La gran mayoría considera que no están bien retribuidas y deberían cobrarse como horas extraordinarias.

La gran mayoría de los encuestados considera que no están bien retribuidas y deberían cobrarse como horas extraordinarias

Guardias: Un complemento salarial
Según ha manifestado Garcia, las encuesta revela que las guardias médicas se percibe como una herramienta de la Administración para minorar costes salariales en la asistencia sanitaria, pero se acepta resignadamente porque sirve de complemento salarial a una retribución que los médicos perciben como insuficiente para un trabajo tan cualificado y de tanta trascendencia social y que, a pesar de ser horas obligatorias, para una amplísima mayoría de los encuestados, no están bien retribuidas y no deberían ser obligatorias. Esta opinión es más acusada entre los médicos más jóvenes, fundamentalmente del ámbito hospitalario. En Atención Primaria un porcentaje muy elevado de médicos no realizan guardias.

Por otro lado, los médicos, como alternativa organizativa para mantenerlo operativo las 24 horas del día los 365 días del año, ven como mejor alternativa a las guardias la desaparición de la jornada complementaria y la distribución de su jornada ordinaria en turnos de un máximo de 12 horas, con la implantación de los correspondientes complementos retributivos acordes a este nuevo modelo asistencial. Existe otro grupo importante que se decanta por hacerlas voluntarias, retribuidas como horas extraordinarias y limitando su duración a 12 horas diarias para permitir el descanso, la conciliación familiar y laboral y no poner en peligro la seguridad de los pacientes.

Los encuestados ven como mejor alternativa la distribución de su jornada en turnos de un máximo de 12 horas

Es el colectivo de los médicos más jóvenes y del ámbito de la Urgencia Hospitalaria el que más se decanta por los turnos sin ningún tipo de guardias. Además, hay una respuesta bastante uniforme respecto a que la guardia debe contabilizarse como tiempo de trabajo de cara a la jubilación.

Así, CESM considera que es necesario abrir un debate que permita materializar esta voluntad de cambio en un nuevo modelo. Así lo explicaba la secretaria técnica de Finanzas de la Confederación, María José Campillo, quien a apelado a un nuevo modelo retributivo de jornada para el médico, más racional que el actual. Inclinado a sustituir las guardias médicas por turnos de 12 horas máximo sin pérdida retributiva. Para ello, la jornada se reduciría a 1.370 horas anuales y el médico debería ser considerado como trabajador nocturno a todos los efectos.

Hay una respuesta bastante uniforme respecto a que la guardia debe contabilizarse como tiempo de trabajo de cara a la jubilación

«Para establecer un nuevo modelo sería necesario modificar el Estatuto Marco e incluso contar con un Estatuto Jurídico del Médico, como venimos reclamando desde hace años. Así como plantillas de médicos suficientes para llevarlo a cabo y una financiación sanitaria que permita al profesional tener unas condiciones dignas de trabajo. No es razonable que un médico tenga que estar trabajando durante 24 horas seguidas solo porque es más económico para su empleador, obviando la seguridad de los pacientes y del propio profesional. Por no hablar los riesgos que tiene para la salud física y mental de éste último», ha asegurado Campillo.

Noticias complementarias