Inicio ASP Un nuevo sensor con papel y un polímero identifica patógenos resistentes a...

Un nuevo sensor con papel y un polímero identifica patógenos resistentes a los antibióticos en una hora y media

investigadores-sensor-patogenos-resistentes-antibioticos-ok

..Redacción.
Es nuevo y es barato. A partir de un papel impregnado en un polímero, investigadores del Hospital Son Espases de Palma y del Instituto de Investigación Sanitaria Islas Baleares (IdISBa) han desarrollado un multisensor que genera un patrón colorimétrico que identifica patógenos resistentes a antibióticos en solo una hora y media. Este sistema reduce drásticamente los tiempos necesarios para estas pruebas, que implican la realización de cultivos y que se pueden alargar un par de días.  Los resultados han sido publicados en la revista Analytical Chemistry.

El multisensor genera un patrón colorimétrico que señala los patógenos resistentes a antibióticos de forma rápida

Sus creadores, que forman parte del Ciber de Enfermedades Infecciosas (Ciberinfec), creen que este sensor permitiría cambiar la forma en la que se prescriben los antibióticos en los hospitales. Teniendo claro si el patógeno en cuestión en resistente a antimicrobianos, la pauta de tratamiento inicial ante una infección será más segura y con menos riesgos de resistencias.

«Actualmente la detección de mecanismos de resistencia requiere seguir un proceso de 48 horas, de manera que el antibiótico se administra sin tener información específica sobre el patógeno causante», explica Roberto de la Rica, uno de los coordinadores de este estudio. Por ello, «reducir el tiempo de espera necesario para ajustar la terapia antimicrobiana en función de las necesidades del paciente es clave».

Estos resultados se cuantifican mediante un software que detecta de manera diferencial distintos patógenos productores de carbapenemasas y cefalosporinasas

Su equipo ha desarrollado el nuevo método de detección de patógenos resistentes a antibióticos. Consiste en un trozo de papel impregnado con un polímero que atrapa las bacterias presentes en muestras de orina. El sensor las somete simultáneamente a seis combinaciones de antibióticos y seis experimentos paralelos de control. Así, el multisensor genera una matriz de 12 manchas de color, en función de los mecanismos de resistencia prevalentes en la muestra.

Estos resultados se cuantifican mediante un software que permite detectar de manera diferencial distintos patógenos productores de carbapenemasas y cefalosporinasas, cepas capaces de escapar a la acción de antibióticos de última generación. «Identificar todos estos mecanismos de resistencia rápidamente es fundamental para personalizar las terapias, y particularmente relevante en casos de sepsis», subraya De la Rica. El investigador destaca, además, que es un método que tiene un coste económico bajo.

«La integración de teléfonos móviles e inteligencia artificial para evaluar el resultado de la prueba de manera rápida son los próximos pasos que seguir»

«La integración de teléfonos móviles e inteligencia artificial para evaluar el resultado de la prueba de manera rápida son los próximos pasos que seguir para integrar este novedoso sistema de diagnóstico en el sistema nacional de salud», añade Antonio Oliver, jefe de grupo del Ciberinfec y también investigador del Hospital Son Espases e IdISBa.

Los pacientes hospitalizados con infecciones severas requieren tratamiento antibiótico adecuado a la mayor brevedad posible para evitar complicaciones graves como la sepsis. Pero si el patógeno causante de la infección es resistente al tratamiento, éste no tendrá efecto aunque se administre de manera precoz. Por eso, este sensor puede ser determinante en este tipo de casos.

Noticias complementarias