Inicio ASP Documento de consenso sobre manejo de la viruela del mono en niños:...

Documento de consenso sobre manejo de la viruela del mono en niños: se contagian menos pero tienen más riesgo de hospitalización

viruela-mono-niños

..G.M.
Una decena de sociedades científicas han participado en el documento de consenso sobre el manejo de la viruela del mono en niños publicado por el Ministerio de Sanidad. No es el único documento técnico elaborado para facilitar la labor de los sanitarios en el manejo de esta enfermedad infecciosa, también se han publicado documentos específicos para pacientes ambulatorios, hospitalizados y embarazadas.

Se ha descrito un mayor riesgo de hospitalización e ingreso e UCI en niños con viruela del mono, pero el pronóstico final fue bueno

Coordinado por la Asociación Española de Pediatría (AEP) y la Sociedad Española de infectología Pediátrica (SEIP), el documento ofrece indicaciones sobre el diagnóstico, el manejo clínico y terapéutico y las medidas de prevención en el ámbito del paciente ambulatorio con sospecha o confirmación de viruela del mono.

El trabajo advierte de que los brotes de esta enfermedad en niños, han sido menos frecuentes que en adultos fuera de África. Pero se ha descrito un mayor riesgo de hospitalización y de ingreso en unidades de cuidados intensivos en pacientes pediátricos, «aunque el pronóstico final fue bueno», señala el texto. También se ha observado en los niños un mayor número de lesiones que en adultos, «lo cual confiere mayor gravedad, y sobre todo mayor riesgo de sobreinfecciones bacterianas que puedan complicar el caso».

Los niños tienen más lesiones que los adultos, lo que «confiere mayor gravedad» y «mayor riesgo de sobreinfecciones bacterianas» que puedan complicar el caso

El documento incluye información sobre la epidemiología y características clínicas pediátricas de la viruela del mono. Informa sobre el diagnóstico clínico y la microbiología en estos casos, sobre la toma de muestras y sobre el manejo clínico. En los casos que requieren hospitalización, desgranan los criterios para el ingreso, los tratamientos específicos y la indicación de tratamiento antiviral. También aborda los casos de recién nacidos de madres infectadas por el virus de la viruela del mono y las medidas de prevención en el domicilio.

El trabajo especifica que la vacuna que se está administrando, Imvanex, no está contraindicada en niños ni en inmunodeprimidos. Pero sí aclara que las dosis se reservan para la profilaxis postexposición de un caso confirmado en los primeros cuatro días del contacto en pacientes de alto riesgo, es decir, inmunodeprimidos. Se limitan a estos pacientes por «el número muy limitado de dosis» disponibles. «Se puede contemplar si existen dosis suficientes administrar a todos los contactos estrechos», puntualiza el informe.

La vacuna que se está administrando, Imvanex, no está contraindicada en niños ni en inmunodeprimidos

Además, dedica un apartado a las precauciones que los profesionales sanitarios y el personal de limpieza deben tomar para evitar la transmisión en consulta. Para consultas habituales sin contacto directo con el paciente se deberá usar mascarilla FPP2. Pero si hay contacto, los sanitarios deben usar EPI completo. Si realizan procedimientos médicos que generen aerosoles, la mascarilla que deben usar es FFP3, «aunque no se prevé para un contexto ambulatorio», añaden los autores.

Noticias complementarias