Inicio ASP La pandemia y el aislamiento social han provocado un aumento en el...

La pandemia y el aislamiento social han provocado un aumento en el número de pacientes con patologías psiquiátricas

patologías-psiquiátricas

..Victoria Guillén.
La pandemia ha cambiado la vida de las personas en numerosos ámbitos. Así, el aislamiento social ha producido un gran impacto en la salud mental, cambiando la manera en la que nos relacionamos. El Covid-19 ha provocado que pasemos más tiempo con nosotros mismos y con nuestro sentimientos y emociones. Esta nueva realidad ha tenido entre sus consecuencias la aparición de pacientes que antes no presentaban patologías psiquiátricas y, que ahora presentan cuadros de ansiedad, depresión o estrés postraumático. Así, lo han puesto de manifiesto expertos en la tercera conversación de HLA Futuro, «La salud mental del futuro», organizada por HLA Hospitales.

Según ha destacado Santiago Pérez, director de la Unidad de Psicología de HLA Montpellier (Zaragoza),» Esta situación, a nivel psicológico, hay que enfocarla desde la perspectiva en la que el paciente que estaba bien, ahora está mal, y el paciente que estaba mal, ahora está muy mal». 

Santiago Pérez: «Con la pandemia, a nivel psicológico los pacientes que estaban bien ahora están mal, y los que estaban mal, ahora están muy mal» 

Por su parte, la Dra. Sara Mayero, psiquiatra de HLA Universitario Moncloa, ha añadido que «la sociedad se ha encontrado en un momento de mucha preocupación, con emociones fuertes y, ante una situación muy complicada que no saben gestionar. El confinamiento nos ha obligado a estar 24 horas con nosotros mismos y con nuestras emociones. Lo que ha provocado la aparición de muchas patologías psiquiátricas». Asimismo, ha destacado que «hay mucha gente que se ha roto y han aparecido en la consulta». Este escenario ha obligado a los profesionales de la salud a buscar mecanismos necesarios para afrontar el aumento de las patologías mentales. Además, se ha puesto en valor, más que nunca, la importancia de acudir a un psicólogo o psiquiatra.

Tanto la Dra. Sara Mayero como Santiago Pérez han destacado que la pandemia ha ofrecido la posibilidad de romper con el estigma que a la hora de mostrar que un paciente esta siendo tratado por un profesional de la salud. “Durante la pandemia, a través de las redes sociales, se ha hecho más visible la necesidad de acudir al psicólogo. Es importante dar una visibilidad a la salud mental y normalizar el hecho de ir al psicólogo y psiquiatra”, ha comentado la doctora. Sin embrago, todavía existe un estigma social en el cuidado de la salud. En este sentido, los expertos de HLA han coincidido que para mejorar este gran problema hay que formar a la sociedad, ya que falta conocimiento. “Vamos muy normal que e niño acuda al pediatra, pero ocultamos que va al psicólogo. El desconocimiento de la patología mental hace que la gente tenga mucho miedo”, ha comentado la Dr. Mayero.

Según Pérez, los profesionales son los primeros que deberían acudir a terapia cuando sea necesario

Asimismo, Pérez ha manifestado: “Debemos intentar romper ese estigma de ir al psicólogo o psiquiatra. Si un niño va a una valoración pediátrica por qué no integrar desde pequeños la salud mental para que vayamos entrenando a la sociedad de algo tan necesario y que en España todavía era un poquito más estigmatizado que en otros países”. Ahora, con la normalización del tratamiento de las patologías psiquiátricas, los profesionales tienen la posibilidad de explicar que se encuentran presentes y que se pueden mejorar la forma en la que se sobrelleva la pandemia. Además, según ha indicado Pérez, “los profesionales son los primeros que deberían acudir a terapia cuando sea necesario. La pandemia está generando estrés postraumático que saldrá a la luz tarde o temprano y tenemos que saber canalizarlo”.

Por último, los expertos han señalado que los profesionales psiquiátricos y psicológicos del futuro deben aunar fuerzas para trabajar un camino a la concienciación de la sociedad en temas de salud mental. “Una vez que acabe la crisis sanitaria, se van a desarrollar cada vez más cuadros de ansiedad, estrés postraumático o depresión. Actualmente tenemos niveles de adrenalina altos, pero cuando terminemos el modo guerra es cuando va a parecer toda esta sintomatología”, ha concluido Pérez.

Noticias complementarias: