Inicio ASP Dr. Antonio Alarcó (senador del PP): «Si no aplicamos la genómica nos...

Dr. Antonio Alarcó (senador del PP): «Si no aplicamos la genómica nos quedamos descolgados y esto es inviable»

Alarcó-genómica

 

..Juan Pablo Ramírez.
El portavoz de Sanidad del PP en el Senado, Antonio Alarcó, es uno de los grandes defensores de la estrategia de medicina genómica. «Si no aplicamos la genómica nos quedamos descolgados y esto es inviable», explica Alarcó, que ejerce además como jefe de Servicio de Cirugía General y Digestiva en el Hospital Universitario de Canarias. Alarcó insiste en que para que avanzar hacia una verdadera medicina genómica hace falta aunar esfuerzos en España y en Europa para crear una Unión Europea de la Salud.

¿En qué fase de implantación se encuentra la estrategia de medicina genómica aprobada por el Senado?
Hubo un plan muy importante que se llevó en el Senado y que fue uno de los primeros pasos para un pacto por la sanidad. Esta situación no tiene solución si no llegamos a un pacto por la sanidad porque si no el sistema público español, que es muy bueno, se colapsa. En estos momentos la estrategia nacional de genómica, medicina personalizada y de precisión está muy bien estructurado. Hay gente en España que está haciendo genómica muy buena, pero dispersa y necesitamos por tanto ese plan.

El plan y estrategia nacional de genómica, medicina personalizada y de precisión, que está todo unido, está muy bien estructurado

Es verdad que se aprobó por unanimidad y existe respaldo político muy importante. Pero la pandemia ha paralizado casi todo. Pero al igual que hay que reconstruir al sistema público español que está devastado, hay que subirse a ese tren ya, porque la genómica no es una moda sino que es una necesidad objetiva del sistema. Permitiría hacer al sistema más sostenible y equitativo. Si no lo aplicamos nos quedamos descolgados y esto es inviable. Y además hay que enlazarlo perfectamente con una sanidad europea porque el abordaje de la genómica, la supercomputación, la biogenética, la genética, etc., necesitan obligatoriamente que sea multinacional. Y de hecho, la Unión Europea tiene presupuesto para la genómica para que no haya ninguna enfermedad rara en Europa que no tenga el diagnóstico genómico.

Está parado pero hay centros de referencia en España muy punteros. En Oviedo leucemia; la psiquiatría y la genómica que es clave en Extremadura; en Madrid hay centros que están haciendo genómica importante, genómica para la oncología… Pero hay que hacer la estrategia nacional porque no es un gasto, es una inversión. Por cada euro que se invierta en genómica, se generan cuatro euros más de producción.

¿Hasta qué punto esta estrategia del Ministerio de Ciencia e Innovación responde las conclusiones de la subcomisión?
Las acciones son dispares. No sirve que el Ministerio haga una cosa, la universidad haga otra… Esto es un tema europeo y mundial. Con lo cual, tenemos que unir los esfuerzos de todos como una necesidad objetiva. La interconexión de los sistemas españoles todavía no está resuelta. Tenemos grandes perspectivas para hacer salud digital con el 5G, pero tiene que ser compatible entre los diferentes territorios, que haya una sola historia clínica, etc. Que el genoma del paciente esté bien cuidado, esté bien archivado pero que pueda ser intercambiable la información de una forma clara de cualquier sitio de Europa.

El genoma de cada uno debe estar bien archivado, pero accesible desde cualquier lugar de Europa

Llevamos ya más de una década hablando de interoperabilidad…
Bueno, yo espero que no. Hemos obtenido una vacuna muy rápida. Las cosas van cambiando y yo creo que ese gran esfuerzo hay que hacerlo. Tenemos que hacer un gran esfuerzo a la vez porque si no el enfermo se nos desangra. Mientras avanzamos, hay que hacer a la vez genómica, medicina de urgencias, especialidades nuevas, cambios en la universidad y los curriculums… La especialidad de genética no existe en España y ese tren está pasando. Y en este proceso debemos continuar hacia una integración de una sanidad europea moderna equitativa y sostenible. Si no, nos quedamos sin sanidad.

La especialidad de genética no existe en España y ese tren está pasando

¿Qué barreras existen para la Unión Europea de la Salud?
Yo creo en ella, yo creo en Europa. De hecho ya se hablaba de un distrito único sanitario europeo, igual que un distrito único universitario. Hay barreras todavía, porque la soberanía de cada país es íntegra. Tenemos que ceder más soberanía para que haya ese plan. Es inviable que un solo país pueda ser puntero en todo. Es muy difícil. Europa en población es como Estados Unidos. Debemos unirnos en ciencia para crear el espacio único de investigación europeo. Se tiene que apostar por la libre circulación del conocimiento, sin ningún tipo de pega. Hay que crear una contabilidad científica para que la inversión en I+D+i+d no genere deuda europea en los países.

Hay que hacer un esfuerzo y también en España. No está escrito en ningún lado que tiene que haber 17 sanidades distintas. Debe haber una sola gestionada con las comunidades autónomas, con una cartera de servicio universal, y eso se llama pacto por la sanidad. Y la genómica fue uno de los grandes pactos que hubo en el Senado.

Tiene que haber una sola sanidad gestionada con las comunidades autónomas con una cartera de servicio universal y eso se llama pacto por la sanidad

Hace falta una transformación digital en España. El plan de recuperación va a destinar 100 millones de euros a este fin ¿Es una cantidad suficiente?
Bueno, nunca es suficiente. Yo creo que la demanda de la sanidad es infinita. Por eso la palabra gratuita le ha hecho mucho daño a la sanidad. Todo tiene un coste. Una vida no tiene precio, es verdad este concepto moral, pero la sanidad tiene un coste, y nunca es suficiente. Pero lo que está claro es que tiene que ser producto de la unidad de Europa. Si hay en Europa un centro de enfermedades raras y los genomas de enfermedades raras están todos localizados en un mismo centro, eso no quiere decir que uno no tenga acceso desde Madrid. Es típico de nuestro país, duplicar, triplicar, cuadruplicar cosas que no tiene ningún sentido.

La palabra gratuita le ha hecho mucho daño a la sanidad, todo tiene un coste

Un ejemplo de funcionamiento perfecto de la sanidad pública española que es producto de la unión es la Organización Nacional de Trasplantes, que es la mejor del mundo con un presupuesto escaso. Se trata de un sistema de solidaridad importantísimo entre las comunidades autónomas. No es discutible y hemos sido durante 27 años, incluido el de la pandemia, número uno del mundo en trasplante y donación. Siempre he dicho que los trasplantes es un factor de cohesión de este gran país y que da resultados. El resto nos lleva al absurdo. No tiene sentido una sanidad por comunidad autónoma.

Otra de las grandes cifras son los 159 millones de euros del Ministerio de Ciencia para el plan de medicina personalizada de precisión ¿Es una cantidad suficiente?
No se trata de si es suficiente. Hagamos un plan y financiémoslo entre todos. No es cuestión de suficiente, nunca es suficiente. ¿Cuánto cuesta formar a las personas? ¿Cuántos genetistas tenemos en España? ¿Cuántos informáticos sanitarios tenemos en España? Hay que formarlos. Tenemos que transformar la universidad. No es cuestión de investigar por investigar. Debemos hacer planes prioritarios de investigación sumando y no haciendo cada uno su papelito. Eso no conduce a nada.

Tenemos que gastar el tiempo en unirnos y en hacer planes comunes. Si no, no tiene salida. Y lo tendrá, yo soy optimista, creo que este país es un gran país, gobierne quien gobierne. La sanidad española es una grandísima sanidad aunque esté devastada ahora. Hay que hacer ese esfuerzo para no mirarnos el ombligo y hacer cosas en común.

La sanidad española es una grandísima sanidad aunque esté devastada ahora

Tanto la Unión Europea como España pretenden tener al 70% de la población vacunada al final del verano, ¿es realista este objetivo a día de hoy con las cifras actuales?
Para que tengamos la inmunidad de rebaño, aproximadamente, necesitamos al 70%. Hay un 10% de la humanidad que tiene inmunidad celular simplemente por el contacto y que no tienen clínica. Pero hay que vacunar, mínimo, a un millón de personas diario. Es una simple regla de tres y no estamos vacunando un millón diario. Se está perdiendo mucho tiempo y es imprescindible que tengamos inmunidad de rebaño. Primero porque se evitan las mutaciones. Cuantos más contagios haya por el ser humano, existen más posibilidades de nuevas variantes. Y no llegamos a septiembre.

Dr. Antonio Alarcó: Para alcanzar la inmunidad de rebaño tenemos que vacunar, mínimo, un millón diario

No se puede decir nunca en junio, como dijo el presidente del Gobeirno, que salimos más fuertes y que hemos vencido al virus. Nunca hemos salido de la pandemia y vamos a tardar años. Lo que hemos salido es de brotes y no hay ni diferentes olas. Hay una sola ola con picos distintos. Es un concepto que la gente utiliza, incluidos científicos. Hay que evitar la mortalidad.

Y otra cosa importante, hay que dejarse vacunar e informar a la población sobre su seguridad. Creo que los investigadores que consiguieron el RNA mensajero merecen el ser Premio Nobel. Por otro lado, no puede ocurrir que haya dos millones de españoles vacunados con Astrazeneca, que la Agencia Europea de Medicamento y la FDA digan que este suero es seguro y se siga sin administrar la segunda dosis. Se está esperando en España a una investigación del Instituto de Salud Carlos III para comprobar si se pueden cruzar dos vacunas. Esto no puede ocurrir y eso va en contra de la inmunidad de rebaño.

Cada día que se deje de vacunar el resultado final son más fallecidos. Hay que vacunar a toda la humanidad y no es broma. Tenemos que vacunar a 7.000 millones de ciudadanos, porque vacunar en Europa y no vacunar el resto supone que haya brotes, mutaciones y cambios genómicos.

Hasta que llegue la inmunidad de rebaño, el Partido Popular está proponiendo cambios en la Ley de Salud Pública para evitar situaciones como las que se produjeron ¿En qué consistiría en líneas generales?
Muy sencillo, nosotros a principios de abril del año pasado presentamos el plan B legislativo. Se trata de modificar la Ley de Salud Pública, que al ser una ley orgánica requiere una mayoría de dos tercios. Se trata de dotar a las comunidades autónomas de herramientas para poder controlar sin pasar por estado de alarma.

Hay que hacer potencialmente una unión de investigación, hay que crear el espacio único de investigación europeo

No hay ningún país europeo que tenga el estado de alarma ahora. Hay que modificar la ley y no se ha querido hacer. Y eso se crea muy fácil, una ley de pandemia con un solo artículo, mayoría de dos tercios, yo no creo que nadie se atreva a votar que no, ni los independentistas y tendríamos un instrumento para todos. Con lo cual, esto sigue siendo un gran handicap que no tiene sentido. Y no se le puede pasar la decisión a los jueces. Incluso el Consejo de Estado ha pedido hace cinco meses una legislación como la estamos proponiendo para poder funcionar de forma correcta y no se ha hecho.

¿Pero ha habido contactos con los grupos parlamentarios?
Claro, hemos tenido iniciativa en ese sentido en la Comisión de Sanidad pero no se ha querido llegar a acuerdos. Siguen erre que erre con la vacunación, pero no hay control de la pandemia. Ese tipo de irresponsabilidades se traducen en fallecidos y no es dramatizar, es la realidad. Tenemos 123.000 fallecidos en España, no reconocidos por el Gobierno, pero sí por todo el organismo incluido el Instituto nacional de estadística. Tenemos 127.000 sanitarios contagiados. Ayer (por el martes), si no recuerdo mal, se notificaron 210 fallecidos. Es como si se cayeran dos aviones enteros diarios y no hay superviviente ninguno. Pero no pasa nada. Y no quiero usar la demagogia, no me alegro de que funcione mal, pero claro la incertidumbre que se está creando a la ciudadanía y la inseguridad es terrible.

Noticias complementarias: