Inicio ASP Hallan conexiones neuronales responsables de la modulación del dolor y la depresión...

Hallan conexiones neuronales responsables de la modulación del dolor y la depresión derivada del dolor crónico

equipo-cibersam-estudio-sobre-dolor-cronico-depresion

..Redacción.
Aún no se conocen bien qué mecanismos neurobiológicos están implicados en el dolor crónico y la susceptibilidad que los pacientes que lo sufren tienen para sufrir trastornos por depresión y ansiedad. Pero una investigación española ha abierto algunas puertas identificando conexiones neuronales responsables de la modulación del dolor y la sintomatología depresiva derivada del padecimiento de dolor crónico. Los resultados del estudio se han publicado en la revista científica Brain.

El trabajo se focaliza en el locus coeruleus, principal núcleo noradrenérgico del sistema nervioso central

Investigadores del Centro de Investigación Biomédica en Red de Salud Mental (Cibersam) de la Universidad de Cádiz (UCA) y del Instituto de Investigación e Innovación Biomédica de Cádiz (Inibica) se han centrado en estudiar los mecanismos biológicos implicados en e dolor neuropático, cuyo abordaje sigue siendo muy complejo y puede tener diversos orígenes. El trabajo se focaliza en el locus coeruleus, principal núcleo noradrenérgico del sistema nervioso central, que tiene un papel relevante en el procesamiento del dolor y conecta la médula espinal con áreas corticales encargadas del procesamiento sensorial y emocional del dolor.

El equipo ha demostrado mediante aproximaciones metodológicas novedosas como los receptores de diseño activados exclusivamente por drogas de diseño (DREADDs), que las conexiones del locus coeruleus con la médula espinal tienen un papel relevante en el alivio del dolor solo al inicio de la neuropatía. De esta forma, sugieren que se produce un agotamiento de la función analgésica endógena.

Han demostrado que interrumpiendo la conexión entre el locus coeruleus y la corteza cingulada anterior se alivia la conducta depresiva

También han demostrado que interrumpiendo la conexión entre el locus coeruleus y la corteza cingulada anterior se alivia la conducta depresiva observada en los animales con dolor neuropático. Además, mediante un estudio farmacológico se demostró la participación de receptores alfa-adrenérgicos en la corteza cingulada anterior responsables del fenotipo depresivo.

Estos resultados demuestran que el dolor crónico provoca diferentes cambios en el sistema nervioso central a lo largo del tiempo. Así, en los estadios iniciales del proceso doloroso se dan adaptaciones mediadas por la vía descendente noradrenérgica hacia la médula espinal. Estas adaptaciones reducen el dolor que el sujeto experimenta. Sin embargo, cuando el proceso doloroso persiste en el tiempo se produce la activación de conexiones desde el locus coeruleus hacia la corteza cingulada anterior.

Estos resultados demuestran que el dolor crónico provoca diferentes cambios en el sistema nervioso central a lo largo del tiempo

Unas conexiones favorecerían la aparición de síntomas relacionados con la depresión. En otras palabras, «la acción de la noradrenalina es beneficiosa a nivel espinal con un papel analgésico pero puede ser contraproducente en áreas cerebrales superiores provocando efectos indeseables», explica la Dra. Esther Berrocoso, codirectora de los estudios junto al recientemente fallecido profesor Juan Antonio Micó.

«Estos hallazgos podrían contribuir a explicar por qué los actuales fármacos antineuropáticos que promueven la activación noradrenérgica requieren de otros mecanismos de acción complementarios tales como la modulación de canales iónicos (gabapentina), serotonérgicos (amitriptilina o duloxetina) o incluso opioides (tapentadol y tramadol)» tal como comenta la Dra. Berrocoso. El estudio también demuestra la importancia de buscar nuevos abordajes terapéuticos personalizados para frenar la cronificación del dolor y las patologías mentales asociadas.

Noticias complementarias: