Inicio ASP Posicionamiento SEOM sobre vacunación en pacientes con cáncer en tratamiento activo: recomienda...

Posicionamiento SEOM sobre vacunación en pacientes con cáncer en tratamiento activo: recomienda una dosis de recuerdo de la vacuna Covid-19

Posicionamiento-SEOM-vacunación-cáncer

..P.M.S.
Las infecciones son una de las mayores causas de morbimortalidad entre los pacientes
con cáncer en tratamiento activo. Algunas de estas infecciones pueden ser prevenibles
mediante la vacunación. Por este motivo, la Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM) ha elaborado un posicionamiento con las recomendaciones principales de vacunación en pacientes con cáncer. «Se recomienda la administración de una dosis de recuerdo de la vacuna frente al SARS-CoV-2 en los pacientes con cáncer en tratamiento activo», indica el documento. Además, aconseja la vacunación de los profesionales sanitarios y su entorno familiar.

La Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM) ha elaborado un posicionamiento con las recomendaciones principales de vacunación en pacientes con cáncer

A nivel general desde SEOM recuerdan que la administración de vacunas de virus vivos está contraindicada durante el tratamiento con quimioterapia. Por ello, siempre que sea posible, recomiendan la vacunación previa al inicio del tratamiento oncológico. En concreto, al menos dos semanas antes en el caso de las vacunas inactivadas y al menos cuatro semanas en las vacunas de virus vivos atenuados. «En los casos en los que está indicada la vacunación durante el tratamiento oncológico activo, no hay una recomendación clara sobre el momento idóneo del ciclo de tratamiento en que administrarla».

Respecto a la gripe, «se recomienda la vacunación anual frente a la gripe con vacunas inactivadas antes del inicio de la temporada». En este caso, también se recomienda la vacunación de los profesionales sanitarios y el entorno familiar. «No hay consenso sobre el momento óptimo de vacunación a lo largo del ciclo», apuntan.

SEOM recomienda una dosis de recuerdo de la vacuna frente al SARS-CoV-2 y la vacunación anual frente a la gripe con vacunas inactivadas antes del inicio de la temporada para pacientes con cáncer en tratamiento activo

En cuanto a la vacuna frente al neumococo, actualmente se dispone de dos vacunas: la vacuna antineumocócica polisacárida de 23 serotipos (VNP23) y la vacuna conjugada frente a 13 serotipos (VNC13). «Se recomienda la vacunación frente al neumococo en los pacientes con cáncer en tratamiento activo, con la administración de la vacuna VNC13 seguida de la vacuna VNP23; y en aquellos que ya habían recibido 1 dosis de VNP23, la administración de 1 dosis de VNC13».

El posicionamiento también hace referencia a la vacuna frente al herpes zóster, de la que que las comunidades autónomas ya han comenzado adquirir dosis para añadirla al calendario en grupos de riesgo y personas mayores. «Se recomienda la vacunación frente al herpes zóster, con la vacuna HZ/su (Shingrix), con 2 dosis separadas por 2 meses, en pacientes con tumores sólidos en tratamiento con quimioterapia u otras terapias con riesgo de inmunosupresión». Hasta el momento la vacuna no ha estado disponible, pero próximamente comenzará la vacunación de los pacientes de riesgo, que incluyen a pacientes con tumores sólidos en tratamiento con quimioterapia o terapias potencialmente
inmunosupresoras.

Se recomienda la vacunación frente al herpes zóster en pacientes con tumores sólidos en tratamiento con quimioterapia, mediante la administración de 2 dosis de la vacuna HZ/su (Shingrix), con un intervalo de 2 meses

Finalmente, desde SEOM recomiendan estar al día en el resto de las vacunaciones indicadas para la población general. Por ejemplo, con la vacuna frente al tétanos y difteria (Td) o la de la hepatitis B. Al respecto, recuerdan que la vacuna triple vírica frente al
sarampión, rubeola y parotiditis «está contraindicada durante el tratamiento inmunosupresor», al igual que otras vacunas de virus vivos como pueden ser ciertas vacunas recomendadas para viajes internacionales. Es el caso de la vacuna de la fiebre amarilla, la vacuna oral frente a la fiebre tifoidea o frente al cólera. «Se recomienda la vacuna antimeningocócica como en otros pacientes inmunosuprimidos, aunque se recomienda su administración previa al tratamiento o tras su finalización», concluyen.

Noticias complementarias