2021:El año del despertar. Dr. Domingo Sánchez

Dr.-Domingo-Sánchez

..Dr. Domingo Sánchez Martínez, representante nacional de médicos  y promoción de empleo del Cgcom.
Anuario iSanidad 2021.
El 2021 ha supuesto el despertar del colectivo MIR. Al enfrentarnos a experiencias amenazantes o traumáticas es habitual recurrir a estrategias de este tipo. Y es que los dos últimos años nos han confrontado a los médicos con una serie de retos y responsabilidades que nos han puesto contra las cuerdas. Comenzamos el año 2021 con la evidencia de que la Formación Sanitaria Especializada en nuestro país había sufrido de forma considerable por la situación de la pandemia de Covid-19. Esto fue expuesto en un informe elaborado por la Vocalía de Médicos Jóvenes de la Organización Médica Colegial, que recogía un exhaustivo análisis que arrojaba luz sobre los movimientos de huelgas y reivindicaciones que se habían sucedido en diferentes comunidades autónomas.

Partíamos de una situación ya de por sí precarizada: las condiciones materiales y formativas de los médicos residentes sufrían un lento pero continuo desgaste. Los residentes vivimos en un aparente equilibrio entre los aspectos laborales y formativos de nuestra labor. No obstante, la sobrecarga laboral ha empeorado durante la crisis, llegando a comprometer la propia formación. Es más, los elementos formativos que desaparecieron durante la pandemia (sesiones clínicas, días de formación, congresos, etc.) no han vuelto; mientras que el exceso de guardias y de horas de trabajo, y las inadecuadas ratios de supervisión nunca se fueron.

La sobrecarga laboral ha empeorado durante la crisis, llegando a comprometer la propia formación

En el mes de mayo, los médicos recién egresados alzaron la voz contra un injusto sistema de elección de especialidad que el Ministerio de Sanidad había decidido de manera inoportuna, sin consenso y que generaba evidentes inequidades. Encabezados por los médicos más jóvenes, toda la profesión se movilizó de manera unánime y dejó claro que no se pueden tomar decisiones de espaldas a la misma. La resolución de este innecesario e injusto conflicto nos recuerda una valiosa lección: la defensa del buen quehacer médico requiere de instituciones fuertes y de un pacto transgeneracional de apoyo mutuo, de defensa de los valores de la profesión y de la relación médico-paciente. Un pacto por la sanidad que demanda la profesión médica desde hace años y que requiere ser elaborado con el consenso de los profesionales y la implicación de todas las fuerzas políticas, con altura de planteamientos y la vista puesta en el futuro.

La defensa del buen quehacer médico requiere de instituciones fuertes y de un pacto transgeneracional de apoyo mutuo

Los últimos meses de este año nos han servido para coger fuerza para ir, poco a poco, dando sentido a todos los acontecimientos vividos para salir de este letargo. Se empiezan a esbozar las líneas en las que los médicos jóvenes trabajaremos: la necesidad de cambios estructurales en la Formación Médica Especializada que nos acerquen a Europa y mejoren las condiciones y la formación de los médicos jóvenes. Es imperativo iniciar una reflexión y tomar medidas para adaptarnos a los cambios que está trayendo la digitalización, a los nuevos modelos de relación médico paciente, a los problemas derivados de un marco de salud global y, por último, pero no menos importante, a los retos devenidos del cambio climático en la salud.

Noticias complementarias:

Opinión

Multimedia

Especiales

Atención primaria

Sanidad privada

iSanidadental

Anuario

Accede a iSanidad

Síguenos en