Inicio ASP Dra. Elena Lucerón: «El reto es pasar de la odontología intervencionista a...

Dra. Elena Lucerón: «El reto es pasar de la odontología intervencionista a una odontología que posicione la salud bucal»

salud-bucal

..Redacción.
El XXVII Congreso de la Sociedad Española de Epidemiología y Salud Pública Oral (Sespo) se celebrará en Toledo del 30 de septiembre al 1 de octubre bajo el lema «Salud oral, reto social». La Dra. Elena Lucerón, presidenta del Comité Organizador, destaca en esta entrevista para iSanidad el carácter multidisciplinar del programa, que tendrá en cuenta a los diferentes profesionales relacionados con la salud pública oral, así como la ampliación de la cartera común del SNS en materia de salud bucal.

El XVII Congreso de SESPO contará con ponentes nacionales e internacionales de primer nivel. ¿Qué intervenciones destacaría?
La elección de los ponentes está pensada para hacer que este Congreso sea un evento histórico, de gran relevancia para nuestra profesión y para la salud pública oral en general. Por ello, esperamos contar con la participación de los profesionales de la odontología pública, tanto de España como de fuera de nuestras fronteras.

Todo el Congreso versará sobre diagnóstico, tratamiento y manejo de las enfermedades orales en su dimensión local, sistémica y social

Contaremos con más de 15 ponentes nacionales e internacionales: investigadores, profesores universitarios, facultativos especialistas de hospitales, integrantes de la Dirección General de Salud Pública, profesionales de salud pública en atención primaria, miembros del International Board Certified Lactation Consultant, etc. que ofrecerán un programa científico de excelencia y de gran variedad temática. Hemos hecho una clara apuesta por una visión interdisciplinar para todo el equipo de salud bucal, que tiene en cuenta la nueva ampliación de cartera común del Sistema Nacional de Salud en materia de salud bucodental que el Ministerio de Sanidad está a punto de aprobar para todo el territorio nacional.

¿Qué previsión de asistencia tienen? ¿Cuántas empresas participaran?
Esperamos llegar a los 200 inscritos que tuvimos en el XXVI Congreso de Sespo en Zaragoza, en esta relativa vuelta a la normalidad. Se habilitará un espacio expositivo para aproximadamente 20 empresas participantes, dirigido a odontólogos, estomatólogos, estudiantes de odontología e higienistas dentales.

El programa que han diseñado es transversal, con espacios dedicados a la política sanitaria, las redes sociales, etc. ¿Qué valor añadido aportan a la practica profesional este tipo de conocimientos?
Todo el Congreso versará sobre diagnóstico, tratamiento y manejo de las enfermedades orales en su dimensión local, sistémica y social. También de su interrelación con la epidemiología general de las enfermedades, ya que la salud oral forma parte de la salud integral y es necesario la elaboración de estrategias de salud pública como son la educación sanitaria, programas de salud y organización sanitaria pública.

Es muy importante hacer hincapié sobre la valoración del entorno y los factores de riesgo social que influye en las principales enfermedades orales

Para ello, es necesario contar con la ampliación de la cartera común de servicios de salud bucodental propuesta por el Ministerio de Sanidad y recientemente implementada, así como con una adecuación de estas estrategias al panorama actual, contando con las redes sociales y la difusión a través de medios electrónicos para llegar a la población general.

No podemos ignorar que el papel de las redes sociales en el sector de la salud está creciendo considerablemente. Casi el 80% de los pacientes consultan Internet antes que a su propio médico para conocer la experiencia de otros pacientes con su misma enfermedad, por lo que se hace importante el uso de este canal para transmitir campañas de concienciación o de información acerca de patologías concretas e, incluso, alertas sanitarias. La formación y la educación que se comparte a través de estos medios son razones de peso para visualizar que a corto plazo el papel de las redes sociales será más importante en el sector sanitario.

Además, es muy importante hacer hincapié sobre la valoración del entorno y los factores de riesgo social que influyen, y mucho, en las principales enfermedades orales. Los profesionales no debemos perder de vista esta perspectiva y debemos ser capaces de atender a los pacientes con la empatía necesaria, de acuerdo con los factores vulnerables de cada individuo. Debemos desarrollar la habilidad de adaptar los mensajes de salud de modo que sea posible motivar y fidelizar a los pacientes en las estrategias de los programas de salud para mantenerles libres de enfermedad a largo plazo.

El reto es pasar de la odontología intervencionista a una odontología que promocione la salud bucal y que la incluya dentro del cuidado de la salud general

Además del programa de conferencias, dentro del Congreso se llevarán a cabo varios talleres para odontólogos e higienistas.  ¿En qué van a consistir?
El Congreso contará con talleres que impartirán los propios ponentes, relacionados con sus conferencias. Uno sobre el «uso eficiente de las redes sociales», que puede ayudar a mejorar la promoción de la salud general desde la salud oral, impartido por la odontopediatra peruana y asesora del Ministerio de Salud en Lima, la Dra. Camila Palma. Tendremos un segundo taller sobre «ozonoterapia como tecnología eficaz en odontología», impartido por el Dr. Javier Hidalgo, y otro impartido por el Dr. Manuel García centrado en el desarrollo de la «Kinesiología como colaboradora en el diagnóstico y en el tratamiento de una correcta rehabilitación ocluso-postural».

¿Cuáles son los principales retos a los que se enfrentan los especialistas en salud publica oral en la actualidad?
Con la ampliación y actualización de la cartera común de servicios del SNS se priorizarán colectivos como la población infantojuvenil desde 0 a 14 años, las embarazadas, las personas con discapacidad intelectual, personas con una discapacidad limitante de la movilidad de los miembros superiores que impidan el correcto autocuidado y las personas con procesos oncológicos del territorio cervicofacial.

Casi el 80% de los pacientes consultan Internet antes que a su propio médico para conocer la experiencia de otros pacientes

Así, la prevención en materia de salud pública oral llegará a más colectivos vulnerables, y hará que la atención odontológica esté más cerca de basarse en principios de equidad de acceso, con la homogeneización en todo el territorio nacional de los servicios odontológicos ofrecidos en cada una de las Comunidades Autónomas.

Pero aún queda mucho trabajo interdisciplinar con el resto de los profesionales de atención primaria. En este sentido, sería necesario reforzar los programas individuales y comunitarios existentes y la creación de nuevos programas para para mejorar la accesibilidad y continuidad, especialmente en los grupos con más riesgo de enfermedad oral. El reto es pasar de la odontología intervencionista a una odontología que promocione la salud bucal y que la incluya dentro del cuidado de la salud general para generar mayor cobertura e impacto en la salud global de la sociedad.

La atención sanitaria oral debería estar más integrada con el resto de la atención sanitaria

¿Considera que el Plan de Salud Bucodental aprobado recientemente por el Gobierno contribuirá a mejorar la salud oral de la población? ¿Qué otras medidas serían necesarias?
Las enfermedades orales constituyen un problema de salud pública importante, de alta prevalencia y gran impacto, tanto a título individual, como en la sociedad. Se trata de un área donde se han realizado grandes mejoras de salud, que continuarán con la ampliación de la cartera de servicios.

Existe evidencia que demuestra que los esfuerzos de promoción de la salud han logrado conseguir un descenso de las caries dentales y las enfermedades periodontales, pero dicho éxito se centra en aquellos países que han introducido este tipo de políticas. Las políticas del Ministerio de Sanidad pretenden ser sostenibles y realistas con los recursos disponibles, por eso han apostado por la promoción y la prevención de la salud oral en etapas tempranas, haciendo especial hincapié en las embarazadas y en la odontología para bebés, ya que mantener sana a la población no necesita de grandes recursos, es más, supone un ahorro en generaciones sucesivas.

Sin embargo, la atención sanitaria oral debería estar más integrada con el resto de la atención sanitaria, incorporándose en rutinas y prácticas establecidas dentro de otros sectores como el educativo, o el de servicios sociales. Sería imprescindible adoptar políticas sanitarias con intervenciones en la alimentación, para reducir el consumo de azúcar, y llevar a cabo programas comunitarios para instruir en una mejor higiene corporal y oral en particular.

Noticias complementarias